Reseña: No culpes al Karma de lo que te pasa por gilipollas - Laura Norton

by - junio 28, 2016

 

 
 Si estás leyendo estás línias es que te ha llamado la atención el título. 
¿Te gustaría decírselo a alguien?
¿Serías capaz de decírtelo a ti mismo? 
Y lo más importante: 
¿te gustaría mantener durante un buen rato la sonrisa que se te ha quedado en la cara? 
Pues esta es tu novela.
Te podríamos contar con más o menos gracia de qué va la cosa, para que te hicieras una idea: que si la protagonista Sara, es muy muja, que si tiene un trabajo interesante (es plumista, ¿a que nunca lo habías oído?), que si es un pelín obsesiva y alérgica a los sobresaltos....
Por suspuesto, la vida se le complica y se encuentra con que su piso se convierte en una especie de camarote de los hermanos Max cuando en la misma semana se meten a vivir con ella su padre deprimido, su hermana rebelde y su excéntrico prometido y, sobre todo, el novio al que lleva mucho tiempo sin ver...
Pero mejor no te lo contamos porque te gustará leerlo. Lo único que necesitas saber es que, desde el título te garantizamos unas cuantas horas de descacharrante diversión como hacía tiempo que no disfrutabas.

 

No me reúa tanto leyendo un libro desde hace ya décadas, me lo acabe en una noche y lo raro es que nadie de mi familia me comentara al día anterior que por que me reía cuál foca. 

Laura Norton nos presenta a Sara Escribano, una mujer madrileña que nada le sale a derechas. Tiene tanta mala suerte que creo que me supera con creces. Primeramente, el primer chico del que se enamoró abandona el colegio sin dar explicaciones... Cuando crece, se da cuenta que no quiere ser profesora de ciencias y decide ser plumista (yo no sabía de esta profesión, pero le veo mucho futuro) y como su abuela lo fue anteriormente, pensaba que podía usar su taller... ¡Pero no! Su padre le exige un alquiler. Poco a poco consigue sacar "su pequeña empresa" adelante, pero tras saber que su novio (al cuál quiere muchísimo) se va a París, todo le va de mal en peor. 

Es en ese momento cuando toda la vida de Sara se va complicando y acaba de salir de un problema cuando se mete en otro. Voy añadir: La vida es un pañuelo.

Al principio no lo leí con muchas expectativas, no había leído ninguna reseña y tampoco conocía a la autora. Pensé "va a ser una lectura meh tirando a no me gusta" pero acabó siendo un darme todos los ejemplares. 

Norton ha escrito el libro de una forma tan sencilla y divertida que era imposible despejar los ojos del libro. Hay cada punto en la historia que sientes muchísima pena por Sara, al menos yo empatice mucho con ella, pero no os penséis que el libro es triste... Todo lo contrario, desde la primera página todo es positivismo, y si, en algunas lees que Sara se hunde y quiere mandar todo a freír espárragos pero continuas leyendo y ves cómo se supera a sí misma y lloras del orgullo. Todos necesitamos hundirnos de vez en cuando para conseguir salir a la superficie con más fuerzas.

Hay un personaje en particular que quiero comentar, es creo, que el personaje más secundario que puede haber... Pero en las pocas apariciones que aparece (casi siempre nombrado por Sara en pasado) no he podido evitar reírme, porque... ¡SE LLAMA COMO YO, INMA! Pero aparte de eso, su personalidad es exactamente igualita a la mía, los consejos que le da a Sara son los mismos que yo le daría a mis amigas y encima, a la hora de hablar es tan yo... Quizá conozco a Laura Norton y ha basado ese personaje en mí y no lo sabía *insertar emoticono pensador*.
Todos los personajes me parecen maravillosos, todos aportaban a la trama algo especial y hacen que la historia sea muy original. Tengo que añadir que a la hermana de Sara, Lucía (Lu para los amigos) me ha caído muy mal, muy insoportable... Es la típica chica que se cree súper mayor (en este caso, Lucía tiene 19 y va a cumplir 20) y hace "cosas de adultos" porque se piensa que ya tiene suficiente edad pero después demuestra que es más infantil e inmadura que tu prima de 10 años. Odio ese tipo de persona y odio a Lucía. Pero quitando ese hecho agradezco que este en la historia, sin ella nada encajaría.

Y no voy a comentar nada de la historia, el más mínimo detalle ya sería spoiler y no queréis eso ¿verdad? 

Dicho todo eso, No culpes al Karma de lo que te pasa por gilipollas de Laura Norton, es un libro perfecto para leerlo ahora en verano, entre ratito y ratito. Tenéis la risa asegurada, os lo aseguro jejeje.

¡Ah! Que sepáis que, encima, van a sacar la película ¿me oís chillar?
Eso es un puto a su favor, significa que es un libro suficientemente entretenido como adaptarla a la gran pantalla. ¿Ya sabéis quien va a estar en primera final para conseguir su entrada verdad? Yes, this girl \o/ 

A mí personalmente me ha encantado, la verdad es que me ha sorprendido muchísimo. Está en la lista de los "mejores libros leídos hasta el momento" y por ello le doy un 5 sobre 5. Quizá penséis que no se la merece pero la vida son dos día, es mi blog y yo decido las puntuaciones.

 


¿Que os ha parecido? ¿Le dais una oportunidad al libro?

 ¡Nos leemos en la siguiente reseña!

You May Also Like

6 comentarios

  1. Hola!! Este libro me lo compré hace bastante pero se me iban acumulando libros y ya no lo leí y estoy esperando a ver si este verano me lo leo.
    Muy buena reseña, nos leemos y besos^^

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Hola! Es perfecto para verano, ya verás que cuando empieces a leerlo no podrás parar.

      ¡Un abrazo enorme!

      Eliminar
  2. Ya le tenía muchas ganas a este libro y ahora le tengo muchas más con la reseña tan buena que le has hecho. Espero ponerme pronto con él y más con este tiempo que acompaña como tu dices. Espero darle una oportunidad antes de que saquen la película ^-^

    ¡SE MUUUUUY FELIIIIIIIIIIIIIIIIIIZ! :):)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Hola! Siiii, sin duda tienes que leerlo antes de que saquen la película \o/
      Ya me dirás si te ha gustado cuanto lo acabes jeje

      ¡Un besooo!

      Eliminar
  3. Nunca hubiera pensado que este libro fuera tan divertido, pero por lo que cuentas en la reseña sí que lo es. Habrá que darle una oportunidad ;). Un besito, ¡nos leemos! :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Holis! Yo tampoco lo pensaba hasta que lo lei. Sin duda, tienes que darle una oportunidad no te arrepentirás.

      ¡Un abrazo enorme!

      Eliminar